Compartir, , Linkedin, Google Plus, Pinterest,

Imprimir

Bordeaux 2050, una campaña para conocer el impacto del calentamiento global

 

El calentamiento global es un tema que durante años ha estado presente en la opinión pública.

El calentamiento global es un tema que durante años ha estado presente en la opinión pública, este ha generado diversos debates y opiniones divididas, especialmente por consecuencia de aquellos que se muestran escépticos ante el tema pese a las diversas pruebas y estudios que respaldan la existencia de este problema.

¿Cómo se puede generar consciencia sobre un problema importante en el que no creen muchos y que puede dañar en gran medida al mundo y sus distintos legados?, la respuesta que encontraron los entes involucrados fue simple, con pruebas. Para darles a las personas una buena probada del calentamiento global, la AJE  (Association des Journalistes de l’Environnement), de la mano de McCANN París decidieron lanzar un nuevo vino al que se le asignó el nombre de Bordeaux 2050.

Pues al tratarse de una firma francesa y ser una de las bebidas predilectas del país, pareció adecuado tomar uno de los elementos más representativos de la región, particularmente el Bordeaux pues se trata de una región que debido al cambio climático experimentará consecuencias graves.

Detalles

El desarrollo de la campaña Bordeaux 2050 se dio en 3 fases, la primera consistió en trabajar de la mano de climatólogos para recolectar datos sobre el clima y hacer proyecciones para los próximos 30 años, la siguiente fase consistió en trabajar con enólogos (asesores técnicos responsables de dirigir el proceso de elaboración del vino) y científicos para determinar cómo estos datos afectarían al vino producido en la región de Bordeaux. El tercer paso fue crear el producto, Bordeaux 2050, usando uvas de diferentes partes del mundo que actualmente se encuentran expuestas a condiciones extremas similares a las que se registrarán en 30 años en la región.  El resultado de esto fue una composición inferior, la variación de entre 2 y 4 grados de las ondas de temperatura que tenían esas uvas redujo el aroma del vino, la sequía le aportó un sabor amargo y las heladas y el granizo provocaron desperdicios de frutos.

El Bordeaux 2050 fue lanzado en el Museo del Vino de París en abril del 2018, en un evento que reunió a tomadores de decisiones clave: periodistas, científicos, sommeliers, así como miembros influyentes de la política francesa. A la par de ello, 400 botellas fueron enviadas a los principales escépticos del cambio climático en Francia, quienes por primera vez en la historia se vieron forzados a probar los efectos negativos del cambio climático que previamente decidieron ignorar.

La experiencia creada por McCANN París y la asociación francesa de periodistas por el medio ambiente con el Bordeaux 2050 impactó a los círculos franceses del mundo del vino antes de expandir el efecto a comunidades científicas más amplias y luego a las noticias a nivel mundial. La campaña logró generar más de 500 millones de impresiones orgánicas a través de titulares en medios importantes como The Huffington Post, Le Figaro, L’Express, France Info, Science and Future, disparando más de 100 mil menciones en Facebook, Instagram y Twitter al tiempo que detonó preocupaciones acerca del impacto del cambio climático en el estilo de vida de las personas.